Páginas vistas en total

viernes, 5 de junio de 2015

FONATUR presenta Programa sin pies ni cabeza para el Desarrollo Turístico de Bahía de Banderas, NAYARIT.


Programa del Corredor Sierra de Vallejo – RIVIERA NAYARIT: Un cementerio de datos.

Un proyecto con falta de rigor conceptual.

El programa está basado en un diagnóstico incompleto que lleva aún más a un desarrollo turístico caótico, causa principal del grave retroceso en la PROTECCIÓN  AMBIENTAL de la región.

El aumento de turistas y captación de divisas en la región no se traduce en aumento del BIENESTAR de la POBLACIÓN.

El REZAGO SOCIAL va en aumento.

“Bienestar para T O D O S": Declaración demagógica.












Bahía de Banderas: Desarrollo Turístico sin control.
El desarrollo inmobiliario y hotelero y el caos de la infraestructura en Bahía de Banderas dañan  los bienes naturales más valiosos en la Costa de NAYARIT.
Hace algunos días, FONATUR (Fondo Nacional del Fomento al Turismo) presentó al cabildo del  IX Ayuntamiento de  Bahía de Banderas  el “Programa Regional de Desarrollo Turístico del Corredor SIERRA DE VALLEJO – RIVIERA NAYARIT” (1)
El proyecto es un cementerio de datos, con falta de rigor conceptual, basado en un diagnóstico incompleto.



Simulación de procesos participativos.
En dic. 2013, en un intento de integrar a los grupos interesados en el desarrollo turístico de la región, FONATUR facilitó un taller que tenía como objetivo contribuir a la elaboración de un diagnóstico de la situación real existente en la región e identificar las oportunidades. Se realizaron mesas de trabajo donde participaron diferentes sectores de la sociedad, desde prestadores de servicios turísticos hasta representantes de las autoridades y ONG´s de la zona. Los participantes de este taller emitieron una serie de recomendaciones para guiar la elaboración del programa y garantizar la factibilidad de los proyectos resultantes.

En la versión final del proyecto no se encuentra nada de estas recomendaciones. Parece que en realidad el programa fue elaborado “a distancia” desde el escritorio de consultores arquitectos de Sonora.  
                                  
Las promesas del proyecto sobre “conservación, mejoramiento y rescate del medio ambiente”, “sobre el uso sustentable de los recursos”  y sobre “la generación de empleo” son meramente declaratorias, sin fundamento alguno. Ejemplo de  "SUEÑOS GUAJIROS” de las autoridades responsables del desarrollo turístico en México y NAYARIT (2).




El desarrollo urbano acelerado, sin control, que ha habido en el municipio Bahía de Banderas en los últimos años, ha resultado en ataques constantes a la naturaleza: manglares, la selva,  especialmente a la Sierra de Vallejo, que significa la pérdida de la fábrica de agua que abastece casi toda la zona costera de Bahía de Banderas. Playas con sol hay muchísimas. Es la riqueza natural de la región, lo que es su principal ventaja competitiva. Se está destruyendo. Se está matando ´la gallina de los huevos de oro´.

Debido a la multitud de cambios de uso de suelo en las últimas administraciones municipales, hay un retroceso grave en la protección ambiental. La administración municipal se hizo cómplice de los desarrolladores turísticos que aprovecharon los cambios a la Ley de Asentamientos Humanos y Desarrollo Urbano del Estado de Nayarit de 2007. Estos cambios socavan la autoridad del Plan Municipal de Desarrollo Urbano, y resultaron ser ´un cheque en blanco´ para los desarrolladores.
El Plan de Desarrollo Urbano (PDU) del municipio data de 2002 (3). No se obedece , ni se controla. En la autorización de Planes Parciales y en el otorgamiento de licencias de construcción prevalece la corrupción.

La Ley de Asentamientos Humanos y Desarrollo Urbano para el Estado de Nayarit (LEY) obliga a la administración municipal a instalar un Consejo Consultivo Municipal de Desarrollo Urbano y Rural. Los Consejos Consultivos son organismos de participación social auxiliares de la autoridad municipal y su función es promover  un  desarrollo urbano ordenado y asesorar a los ayuntamientos y sus dependencias. Aún que este consejo solamente tiene la facultad de hacer recomendaciones al cabildo, se pueden evidenciar las violaciones a la Ley y la corrupción, algo que la administración municipal actual teme y quiere evitar a todo costo.

“Empleo para todos”: Un sueño guajiro.
Los resultados de la política de desarrollo turístico inter-estatal entre Puerto Vallarta (JALISCO) y Bahía de Banderas (NAYARIT) son decepcionantes. Especialmente en lo que se refiere a la parte Costa Sur de NAYARIT, alrededor del Polígono Litibú del Centro Integralmente Planeado (CIP) NAYARIT de FONATUR en Bahía de Banderas.
En las poblaciones aledañas la pobreza es palpable. Prevalece la desilusión y frustración. Las razones son múltiples y ampliamente documentadas. Por parte de los gobernantes existe  en verdad un profundo desinterés por el BIEN COMÚN de la GENTE.

La promesa de los gobiernos y desarrolladores turísticos de ´generar empleo´ es una trampa. Para la población local la promesa no se cumple. Durante la fase de construcción los trabajadores inmigrantes laboran por la mitad del sueldo de los trabajadores locales. Para la operación de los hoteles, los lugareños, por falta de capacitación y créditos fácilmente accesibles, no pueden aprovechar las oportunidades de empleo y no pueden convertir las oportunidades de negocio en empleos de calidad.

En dic. 2003 FONATUR compró de Fibba 167 ha de terrenos a la orilla del mar en Litibú, poblado de Higuera Blanca, en Bahía de Banderas, Nayarit. En abril 2005 el Presidente de la República colocó la primera piedra en Litibú. Las promesas del entonces Presidente Fox, del entonces Director de FONATUR John McCarthy y del entonces Director Regional de FONATUR Sergio Tabansky fueron: “Este proyecto será el detonador socio-económico para la región con 4100 cuartos de hotel, villas, condominios de lujo, 35.000 mil empleos de calidad, directos e indirectos (¡sic!), oportunidades de negocio en abundancia, Escuela de Turismo en Higuera Blanca, un desarrollo ambientalmente amigable, todo apegado a la ley….”  (4)














LA TRISTE REALIDAD:
Diez años después, entre los 3 hoteles que operan en Litibú, incl. las personas de FONATUR que trabajan para el mantenimiento del desarrollo, la planta de aguas negras, la desalinadora (que no funciona) y un campo de golf (en donde casi nadie juega), apenas se llega a 1000 empleos.
















IBEROSTAR, el más grande de estos hoteles en Litibú, opera con el pérfido sistema del “TODO INCUIDO”. Lo cual significa turismo de masas con paquetes para los  turistas que están enclaustrados en el hotel. Este modelo es altamente discriminador de la población local, impide el desarrollo económico, social y cultural de la región. Para los que viven alrededor de estos enclaves si acaso quedan ´migajas´. “TODO INCLUIDO”, invención española, que privilegia el precio a la calidad.





Además, este  hotel de masas en el área de Punta Mita devalúa más la región, contra-productivo para cualquier inversionista interesado en proyectos de desarrollo turístico sustentable.

Cada plan de desarrollo municipal incluye una multitud de ideas para proyectos de desarrollo económico. Al igual que el plan de FONATUR para su Centro en Litibú, que identificaba la necesidad de facilitar procesos de desarrollo comunitario participativos en los poblados alrededor del desarrollo. En su plan maestro define estos procesos como requisito imprescindible para detonar el desarrollo económico local. Todas estas ideas se quedaron en el papel (5) (6).

Pérdida de identidad cultural. Rezago Social en Aumento.
Los procesos sociales y culturales inducidos por el crecimiento acelerado y caótico, acompañado por la problemática migratoria, tienen como resultado la pérdida de identidad cultural, sin haber dado la oportunidad de desarrollar la nueva cultura necesaria. Ni el  gobierno estatal, ni el municipal hicieron algo para facilitar el cambio requerido de una cultura tradicional campesina de la población de la región a una cultura de “servicio”, para poder competir en el mercado de turismo.

En NAYARIT, según el Gobierno estatal por muchos años la joya de desarrollo turístico del país, el rezago social va en aumento. En su estudio sobre el Índice de Desarrollo Humano (IDH), recientemente presentado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), NAYARIT del 2010 a 2012 perdió 5 posiciones en la clasificación nacional (7).

El IDH sintetiza el avance obtenido en 3 dimensiones básicas para el desarrollo de las personas: la posibilidad de gozar de una vida larga y saludable (índice de salud), la educación (índice de educación) y el acceso a recursos para gozar de una vida digna (índice de ingreso).

NAYARIT se ubica en SALUD: Con menos 2 posiciones; en EDUCACIÓN: Con menos 5 posiciones; en INGRESO: Con menos 6 posiciones. A nivel internacional este índice colocaría a la entidad en un nivel de desarrollo humano similar al de Ucrania.
Peor todavía: Los recursos destinados a impulsar el desarrollo humano no están alineados con las necesidades regionales y los objetivos de reducir la pobreza y la desigualdad. Los recursos no se dirigieron a las regiones o grupos que más los necesitan.


Para la población local, la pérdida de la calidad de vida se manifiesta a través de calles y avenidas públicas privatizadas y desaparecidas, accesos al mar bloqueados, extracción de material pétreo del Rio Ameca, invasión de la zona federal, destrucción y  construcción de bordes ilegales en manglares, desplazando su fauna. Llegó la droga y la prostitución. En los poblados costeros también se siente el corte de suministro del agua durante varios días de la semana, porque los hoteles y los campos de golf en la región tienen la prioridad absoluta.

El desarrollo turístico en Bahía de Banderas no crea bienestar. Sus  resultados en realidad son más bien ejemplos de la bancarrota de la política de desarrollo turístico nacional, estatal y municipal. Los proyectos turísticos, supuestamente detonadores de la economía local y del bienestar de los pobladores alrededor de los desarrollos son "SUEÑOS GUAJIROS” de las autoridades responsables del desarrollo turístico en NAYARIT y Bahía de Banderas .

La Propuesta
Cualquier proyecto de desarrollo turístico en la región debe acoplarse a la situación actual existente de las poblaciones receptoras y debe tener como último fin la mejora de su bienestar. Los proyectos de desarrollo turístico tienen que explicar cómo exactamente crearán “valor público”. Para poder documentar eso, sería imprescindible medir las variaciones en salud, educación, cohesión social, cuidado o destrucción ambiental, equidad, justicia, potenciación de la mujer, acceso a la educación y a la vivienda y los niveles de participación ciudadana y otros índices de desarrollo humano.

Se requiere una macro- inversión inteligente en desarrollo social, cultural y económico.
No basta  el aumento de turistas y captación de divisas en la región. Para que el desarrollo sea sustentable tampoco se requieren más cambios de uso de suelo para más desarrollos turísticos o más obras públicas.

Lo que es necesario es una macro- inversión inteligente en desarrollo social, cultural y económico, que canalice las inversiones en proyectos sustentables a nivel micro. Se requiere un concepto que reconozca la importancia de que la economía sea incluyente, genere empleos de calidad y ayude de manera concreta a desarrollar la capacidad productiva de las personas.

Para eso no son suficientes las políticas y programas sociales, mucho menos los enfoques asistencialistas como se manejan por los gobiernos de los tres niveles. Es necesario que se exija a los desarrolladores turísticos una responsabilidad social. Algo que muchos no están dispuestos a cumplir, porque no corresponde a su modelo de negocio que se puede llamar ´turismo inmobiliario´, altamente especulativo.

Para que el desarrollo sea sustentable también se requiere una “culturización” a todos los niveles. Eso significa un cambio de paradigma a nivel de los funcionarios federales, al nivel del gobierno estatal y municipal, por parte de los empresarios turísticos, también por grandes partes de la  población. Es necesario facilitar “procesos de aprendizaje”. Esta “culturización” necesita tiempo y la aplicación de herramientas antropológicas, sociológicas y de desarrollo comunitario.

En la UAN (Universidad Autónoma de Nayarit), en el CUC (Centro Universitario de la Costa de la Universidad de Guadalajara) en Puerto Vallarta y en la sociedad civil de la región, existen muchos conocimientos y mucho capital social que se podría aprovechar para lograr una transformación cultural cuyo resultado sería apropiado para apoyar un desarrollo turístico sustentable.

En la región también hay empresarios que ya piensan de una manera sistémica  y toman en cuenta factores culturales, sociales y ambientales para desarrollar sus proyectos con un enfoque de largo plazo. Los demás empresarios tendrían que integrarse a esta nueva forma de desarrollo turístico, en su propio interés. De esta manera se lograría una nueva calidad de interacción productiva entre los principales actores sociales en beneficio de todos, ....   y no solamente de algunos.
De otra manera, las promesas de proyectos turísticos sobre “conservación, mejoramiento y rescate del medio ambiente”, “sobre el uso sustentable de los recursos”  y sobre “la generación de empleo” son meramente declaratorias, sin fundamento alguno.

“Bienestar para T O D O S”, como lo hace la nueva administración de Bahía de Banderas es una declaración demagógica, un doble discurso, sabiendo que son los poderes fácticos los que en realidad dominan el municipio.

NOTAS:
(1) El “Programa Regional de Desarrollo Turístico del Corredor SIERRA DE VALLEJO – RIVIERA NAYARIT”: Proyecto sin pies ni cabeza. Un cementerio de datos. Un proyecto con falta de rigor conceptual. Basado en un diagnóstico incompleto: http://rivieranayaritone.blogspot.mx/2014/10/el-programa-regional-de-desarrollo.html
Programa Regional de Desarrollo Turístico del Corredor SIERRA DE VALLEJO – RIVIERA NAYARIT http://noticiaspv.com/presentaron-programa-del-corredor-sierra-de-vallejo-riviera-nayarit/   
__________
Programa Regional de Desarrollo Turístico del Corredor SIERA DE VALLEJO – RIVIERA NAYARIT:  http://turismonayarit.mx/pdf/sierraVallejo.pdf 
_________________________________

(2) Bahía de Banderas, RIVIERA NAYARIT: Humedales en extinción. El desarrollo inmobiliario y hotelero y el caos de la infraestructura daña los bienes naturales más valiosos en la Costa de NAYARIT y  JALISCO: http://rivieranayaritone.blogspot.mx/2015/03/bahia-de-banderas-riviera-nayarit.html

(3) Plan de Desarrollo Urbano del Municipio de Bahía de Banderas, Nayarit, publicado en el Periódico Oficial del Estado de Nayarit Sexta Sección, Tomo CLXX, Número 78 de fecha 01 de junio de 2002.

(4) Más información sobre la historia de un ejemplo del fracaso de la política nacional de desarrollo turístico, “mal administrado” por FONATUR: http://rivieranayaritnuestra.blogspot.com/2009/03/fonatur-en-litibu.html
(5) ESTUDIO DE CASOS: Bahía de Banderas y CANCUN:
(6) IBEROSTAR en Litibú, Bahía de Banderas. La misma perra pero revolcada. VISIÓN DE HORROR: Turismo de masas con “TODO INCLUIDO” en la región PUNTA MITA http://rivieranayaritone.blogspot.mx/2012/09/iberostar-en-litibu-bahia-de-banderas.html

(7) Índice de Desarrollo Humano (IDH), recientemente presentado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD): http://www.mx.undp.org/content/dam/mexico/docs/Publicaciones/PublicacionesReduccionPobreza/InformesDesarrolloHumano/PNUD_boletinIDH.pdf
_________________________________

PD. La zona para emprender el proyecto de FONATUR, también para otros proyectos de “turismo ecológico” de los cuales ahora habla el Presidente Municipal de Bahía de Banderas, en parte es idéntica con la zona del ÁREA PROTEGIDA de carácter RESERVA de BIÓSFERA estatal “SIERRA de VALLEJO”. De allí resultan una serie de limitantes que impactan su uso turístico, de las cuales nadie quiere hablar.


Carretera La Cruz de Huanacaxtle - Palladium